Justicia brasileña ordena detener trabajos en la hidroeléctrica Belo Monte

Un portavoz de la Corte Federal en Brasilia, dijo que el juez Antonio Souza haya expedido la resolución de suspender la licencia ambiental del proyecto, así como el trabajo en la presa Belo Monte, ubicada en el norteño estado de Pará, a raíz de las objeciones de los fiscales estatales.

La sentencia también significa que el Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (BNDES), que está financiando el proyecto, se le prohíbe el desembolso de los fondos hasta que se cumplan estos compromisos.

Norte Energía S.A., el consorcio encargado de la construcción, dijo a la AFP que aún no había sido notificado de la decisión de la corte.

Los grupos indígenas temen que la presa en el río Xingú, un afluente del Amazonas, dañará su forma de vida. Los ecologistas han advertido de la deforestación, las emisiones de gases de efecto invernadero y los daños irreparables al ecosistema por la construcción de la misma.

Se espera que Belo Monte, un proyecto de 13 mil millones de dólares, con el objetivo de producir 11.000 megavatios de electricidad, inundara un área de 500 kilómetros cuadrados, y el desplazamiento de 16.000 personas, según el gobierno brasileño.

Esta sería la tercera presa más grande del mundo, después de “Tres Gargantas” en China y la de “Itaipú” en el sur de Brasil.

Vía | AFP

Anuncios