Preocupación en Ecuador por el cambio climático

María Cachay, vive hace 34 años en Papallacta, provincia del Napo Ella comenta que cuando se radicó en esa parte del Ecuador, el clima se mantenía y no se evidenciaba cambios drásticos de temperatura.

Fue así como ella se guiaba por un calendario estacional (invierno y verano) para sembrar y mantener a su ganado. Sin embargo, con el paso de los años, el constante frio de esa zona del país empezó a variar. Por las mañanas y al mediodía, el sol y las altas temperaturas quemaban las cosechas y en la noche la helada y las lluvias se encargaban de destruir lo que quedaba de los sembríos. Todo esto se evidenciaba en un mismo día.

Cachay se dedica a la ganadería. Hasta hace ocho meses desconocía que el pastoreo descontrolado del ganado en los páramos es una forma de contaminación del suelo. La mujer de 52 años asistió desde febrero pasado a los talleres de capacitación sobre manejo del suelo que dictó el Proyecto de Adaptación al Impacto del Retroceso Acelerado de Glaciares en los Andes Tropicales (PRAA). Esto como una medida para contrarrestar los daños ambientales que genera el mal trato a la tierra. Desde entonces María entendió que no es conveniente que el ganado paste en el páramo porque pisotea el suelo y genera daños en ese ecosistema.

Mientras pastaba sus vacas, la mujer recibió la visita de representantes del Ministerio del Ambiente, Jorge Núñez, experto del PRAA y un grupo de periodistas que participaron del taller sobre los efectos socio-económicos del cambio climático en el Ecuador.

Núñez informó que el proyecto que se maneja en la comunidad tiene como objeto reforzar la resiliencia de los ecosistemas y economías locales ante los impactos del retroceso glaciar de los Andes Tropicales. Esto, a través de la implementación de actividades piloto que muestren los costos y beneficios de la adaptación al cambio climático en cuencas seleccionadas en Bolivia, Ecuador y Perú.

En Ecuador se busca la implementación de actividades de adaptación a los impactos del retroceso glaciar se realizan en las comunidades de El Tambo, Papallacta y Comuna Jamanco (asentadas en la microcuenca Papallacta), con énfasis en el manejo sostenible y conservación de páramos y microcuencas.

Durante los dos días de taller se realizaron visitas de campo a comuneros de Papallacta y se habló de la situación del glaciar Antisana, los páramos adyacentes y su importancia para la compresión del cambio climático.

Vía: Amanda Granda | El Comercio (Ecuador)

Anuncios